Harvard, los brindis y el malbec mendocino.

Recientemente se realizó el acto de entrega de premios y diplomas a los egresados de la promoción 2009/2011 en la Universidad de Harvard, Massachusetts.

El acto central, al que concurrieron más de dos mil egresados, padres y familiares, fue presidido por la rectora, decanos y profesores de doce facultades; contó con la presencia de la ex juez Becker, de la Corte Norteamericana; la Presidente de Liberia (Ellen Johnson Sirleaf, única mujer en su cargo en África) y Plácido Domingo, quienes recibieron el título de Doctores Honoris causa.

Antes se los habían otorgado, entre otros, a Lafayette, Monroe, Churchill, Mandela y otras distinguidas personas de nuestro tiempo.

Fue animando por la orquesta y coro permanente de la casa de estudio y todos los participantes, a excepción de los visitantes, vestían toga, con distintos colores y accesorios de acuerdo al grado de conocimiento que se reconocía. (master, doctorados, fellows).

Había egresados de 133 países, sobresaliendo por su cantidad: los orientales, los indios, unos pocos sudamericanos y el resto anglosajones.

Luego del formalísimo acto central, con ingreso pausado, discurso en latín, como corresponde a toda universidad por ser la lengua científica que une al conocimiento, discurso de tres estudiantes elegidos por méritos, se procedió a entregar los diplomas en cada facultad.

A la terminación de la premiación fue servido un lunch, preparado por cada casa de estudios, en el que se sirvieron importantes vinos para brindar. En la Facultad de Diseño, con profesores argentinos, y en otras casas de estudio, se había elegido, como era de esperar, un vino mendocino y un blanco de California.

La sorpresa fue mayúscula: como vino principal, único tinto servido, ubicaba un  Malbec mendocino de una marca reconocida, que mereciera el reconocimiento de los concurrentes, elogiaban el varietal, la calidad y opinaban elogiosamente sobre la zona mendocina como productora de excelentes vinos.

Algunos comentarios ácidos de vecinos territoriales aludían a la sorpresa que significaba la toma del mercado norteamericano por vinos mendocinos.

Felicitaciones señores bodegueros mendocinos.

¡Han llegado a la casa del conocimiento, han participado con su vino en la graduación más importante del mundo y ha servido, aunque sea por escaso tiempo para acordarse de Argentina, de Mendoza, de la calidad de sus productos que nos posiciona, aunque sea sólo en esto, como los mejores del mundo.

Fuente: Los Andes

 

Anuncios

Acerca de Carlos Navarro
Carlos Navarro Profesional especialista en bebidas. Degustador profesional. Escritor para medios nacionales e internacionales. Profesor. Consultor. Ha trabajado en la gestión de varias bodegas. Master in Business Administration Master en Economía, Gestión y Marketing del Sector Vitivinícola Lic. en Comercio Internacional. Creador y propietario de cerveza Black Fish.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: