De barricas, toneles y botellas: la crianza del vino.

La crianza o añejamiento es un proceso de suma importancia en la definición de la personalidad que finalmente tendrá el vino. La misma puede realizarse en diferentes “recipientes” (y combinación entre los mismos) y tiempos. Principalmente se deben diferenciar dos procesos muy importantes: la crianza en roble y la crianza en botella.

El proceso de crianza normalmente es planificado por el enólogo, de acuerdo al tipo de vino que pretende lanzar al mercado. Obviamente para que el resultado del proceso sea positivo, debemos contar con la materia prima y método de elaboración adecuado. Leer más de esta entrada

Anuncios

El tiempo de guarda aconsejado, ¿desde cuándo se cuenta?

Para aquellos que desean empezar en el apasionante hobby de poseer su propia bodeguita, la pregunta de cuánto tiempo debe guardar tal o cual vino, es una de las primeras y quizás la más preocupante. Actualmente, no es raro encontrar en la propia etiqueta o contraetiqueta, la indicación de los años potenciales de guarda. Por otro lado, esta información puede ser otorgada por el vendedor especializado o algún experto.

La solución al primer problema ya la tenemos, pero inevitablemente aparece una segunda pregunta: desde cuando debo empezar a contar los 5 años de guarda que prescribe la etiqueta. Las respuestas posibles son varias: desde el año de cosecha, la fecha de fraccionamiento, la fecha de compra, la fecha de degustación, etc. La respuesta correcta, aunque lógica y casi evidente, arroja resultados poco esclarecedores. Los años potenciales de guarda Leer más de esta entrada

A %d blogueros les gusta esto: